Militarización ha logrado bajar el número de migrantes en Arizona

by Redacción

En las últimas tres décadas las políticas de militarización de la frontera sur de Estados Unidos han convertido el desierto de Arizona en una “tumba” para miles de inmigrantes indocumentados, denunciaron hoy martes investigadores de la Universidad de Arizona (UA).

“No hay nada normal con más de 100 migrantes muriendo cada año en el desierto de Arizona”, dijo Daniel Martínez, codirector del Instituto Binacional de Migración de la UA durante una presentación virtual.

De acuerdo con un nuevo reporte de la institución publicado la semana pasada, de 1990 a 2020, un total de 3.356 migrantes indocumentados han muerto en el desierto de Arizona.

El análisis resalta que a principios de la década de 1990 se registraban un promedio de 20 muertes anualmente.

Esto comenzó a cambiar radicalmente a partir del año 2000, cuando el Gobierno federal reforzó la vigilancia y el número de agentes fronterizos en rutas utilizadas por los migrantes en estados como Texas y California. Esto causó un efecto de “embudo”, obligando a los migrantes a cruzar por el desierto de Arizona.

A partir de 2003 y hasta la fecha prácticamente se han reportado un promedio de 100 fallecimientos de migrantes anualmente.

El reporte destaca que a pesar de que las detenciones de migrantes ha disminuido en el desierto de Arizona en las últimas dos décadas, las muertes continúan, lo que de sugiere que el cruce por esta zona se ha vuelto cada vez más peligroso.

Solamente el año pasado se reportaron 209 muertes de migrantes en el desierto de Arizona.

Todas estas cifras están basadas en información de la Oficina del Médico Forense en el Condado Pima.

Estas cifras son diferentes a las oficialmente presentadas por la Patrulla Fronteriza anualmente, ya que esta agencia federal no contabiliza los cuerpos que no son descubiertos por sus propios agentes.

Por su parte, el investigador Geoffrey Boyce dijo en la misma presentación que políticas como la construcción del muro fronterizo y recientes medidas como la aplicación del Título 42 que permite la deportación prácticamente inmediata de migrantes en la frontera, también tienen una relación directa con el número de muertes.

Los investigadores destacaron que aunque tradicionalmente la mayoría de los migrantes que han fallecido en el desierto de Arizona son de origen mexicano, en los últimos años se ha visto un incremento en las muertes de migrantes provenientes de Guatemala y otros países centroamericanos, reflejando el flujo de familias migrantes provenientes de esos países.

Related Posts

Leave a Comment